Un pedazo de pan


Masas enriquecidas cassoulet-y-bollos-de-canela-079

Publicado el 9 enero 2011 | por Un pedazo de pan

4

Un desayuno de fiesta: bollos de canela recién hechos


¿Te gusta el aroma de pan recién hecho? ¿Y el olor de la canela?
Esta es tu receta, sin dudarlo.

Hoy, último día de vacaciones, reunidos en familia hemos desayunados estos bollos deliciosos, antes de disfrutar cada uno de su rincón y actividad favorita antes de desmontar el árbol de Navidad.
Lo mejor de los bollos con canela es que es un desayuno increible: lo dejas preparado la tarde-noche anterior y, por la mañana, mientras haces el café y organizas a la familia, los horneas. Eso sí, debes recordar encender el horno al levantarte. Es perfecto para un domingo especial, o si tienes en casa a esos amigos que estabas deseando que te visitaran. También son perfectos en una merienda o para llevarlos a una reunión.

Y si sobra alguno -es difícil, ya verás- siempre puedes calentarlo 15 segundos en el microondas para tomarlo al día siguiente con una buena taza de chocolate caliente, un café o un buen té.La receta orginal proviene de la Baking Sheet Newsletter, de King Arthur Flour, de principios de primavera de 2009 (vol. XX, nº 2).

Ingredientes
500 gr. de harina
100 gr. de azúcar
5 gr. de sal
20 gr. de levadura fresca o 7 g de levadura seca
60 gr. de mantequilla
1 huevo
250 ml. de yogúr/queso crema/quark
Relleno
25 gr. de mantequilla
75 gr. de azúcar
1 cucharada pequeña de canela
Método de elaboración

Amasar todos los ingredientes juntos. Es una masa blanda. No añadir harina extra: cuanto más tierna sea la masa, más esponjosos serán los bollos.

Dejar reposar para que fermente en ambiente cálido (especialmente en invierno) durante 2. En verano puede estar lista antes de una hora. El comienzo de la fermentación es muy lento. Cuando haya doblado su tamaño, dividir en dos partes. Hay que extender la masa en un rectángulo de 30×20 centímetros con rodillo.
Pincelar la masa extendida con la mantequilla derretida (la mantequilla que se especifica en los ingredientes del relleno). Y luego espolvorear con el azúcar y canela. Lo mejor es mezclar estos ingredientes juntos en un bol, antes de extenderlos sobre la masa.
Enrollar la masa por su lado largo. Cortar doce porciones iguales y colocarlas en una fuente de horno, con el corte hacia arriba (se verán espirales blancas de masa, con el relleno oscuro). Repetir con la otra mitad de la masa.
Déjar fermentar hasta que casi doblen el tamaño.
Calentar el horno a 210º. Entretanto, meter los bollos en la nevera para que no sigan fermntando. Cuanto más fríos lleguen al horno, mejor crecerán en él.
Hornear durante 215-20 minutos hasta que estén ligeramente dorados y la masa esté bien hecha.
Se toman templados, aunque están igualmente deliciosos calientes, tibios y fríos (si no desaparecen antes).
Trucos y consejos:
  • Es una masa enriquecida y le costará mucho fermentar por primera vez. La forma más fácil de acelerarlo es usando más levadura.
  • Otra forma de acelerar la fermentación sin usar mucha levadura es con un pre-fermento. Para ello, mezclamos parte de la harina y del líquido de la receta y toda la levadura, haciendo una papilla. Dejar fermentar 15 minutos para que se active la levadura. Mezclar luego con el resto de ingredientes y seguir la elaboración de la receta.
  • Para extender la masa y que no se pegue debes espolvorear la encimera de harina o utilizar un tapiz de silicona.
  • Para cortar la masa en doce porciones parejas puedes guiarte por una regla. Los tapices de sillicona son muy útiles, pues además de evitar que la masa se pegue a la encimera, suelen incorporar una regla en el borde.
  • Los cortes salen muy limpios si utilizas un trozo de hilo dental (sin sabor) o de cuerda de cocina. Sitúas el hilo por debajo del rollo, sujetas cada extremo con una mano y las cruzas.El hilo debe cortar la masa de uno a otro lado limpiamente.
  • Si forras la bandeja o fuente en la que coloques los bollos con papel de hornear, no tendrás que fregarla luego. Te aseguro que los restos de azúcar caramelizada pegada en la fuente no son fáciles de quitar.
  • Si quieres preparar los bollos con antelación (para cocerlos por la mañana al levantarte o justo antes d euna merienda, pero sin el agobio de estar pendiente de ellos las horas inmediatamente anteriores; o si vas a salir a la calle y no podrás hornearlos hasta más tarde) debes ralentizar la segunda fermentación. Para ello, una vez cortados y colocados en la fuente, cúbrelos con film transparente y mételos en la nevera. Fermentarán lentamente y cuando estén listos y hayan doblado su tamaño o estén esponjosos, los metes directamente en el horno caliente. Necesitarán una par de minutos más en el horno.
  • Si te gusta innovar: modifica las especias (añade gengibre, nuez moscada, clavo…); añade chips de chocolate, pasas y frutos secos picados, etc. O pudes rellenarlos salados, con jamón y queso, por ejemplo.
  • Si quieres convertir tus bollos de canela (cinnamon buns/ cinnamon rolls) en bollos al caramelo: en la fuente donde vayas a hornear los bollos derrite 50 gr. de mantequilla y 75 gr. de ázúcar y dejalo cocer un poco hasta que caramelice. Cuidado de que no espese mucho, se podría convertir en “piedra”. Espovorea encima unas nueces, avellanas o almendras picadas. Cuando esté frío coloca los bollos cortados encima. Deja fermentar y hornea. Cuando lo saques del horno y aún calientes, coloca una fuente encima y da la vuelta al molde. Si se enfría el caramelo será difícil sacar los bollos del molde. En Estados Unidos les llaman “sticky buns” o bollos pegajosos.
Aproximadamente 275 cal./100 gramos

email

Powered By WordPress Tabs Slides

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


cinco × 7 =

4 Comentarios a la entrada: "Un desayuno de fiesta: bollos de canela recién hechos"

  1. Hola, Maritza. ¡Qué maravilla! Envíanos la receta a unpedazodepan@gmail.com y la probaremos en tu honor.

  2. Maritza Calabokis says:

    Hola estos bollos de canela se parecen a los golfeados venezolanos tan apreciados. Me encantaría hacerles llegar la receta pues el relleno es una mezcla de papelón (azucar cruda de caña, canela, queso blanco durao rallado, anis dulce) y la masa tambien contiene papelon y anis dulce. Es un postre delicioso que se acompaña con un trozo de queso fresco, ideal para un buen desayuno energético o porque no en una merienda.
    Tienen una direccion de correo donde hacerles llegar la receta de los golfeados??\

    Hasta pronto, me encanta este blog, es un placer cada vez que me envian informacion, no me pierdo una lectura de las cosas super interesantes que me envian.

    Chao, Maritza

  3. Circe: no había visto que tenías publicada esta receta. Te alabo el gusto! los cinnamon rolls forman parte de los buenos recuerdos que me traen los Estados Unidos. De hecho, estoy por colgar un post ya que también los hice las pasadas vacaciones navideñas. Un beso

  4. Estos bollos tienen una pinta impresionante, acabo de conocer tu blog y me ha encantado un beso guapisima


Amasado por :

Mira a tu alrededor. Seguro que ves a a esa persona que es "un pedazo de pan"... Yo estoy rodeada, soy afortunada. Y quiero compartir con todos ellos y vosotros este pedazo mío de pan, su aroma, su sabor, su textura. El buen pan está hecho de tiempo, porque el mejor regalo que podemos ofrecer es tiempo para compartir.

Volver Arriba ↑